NUESTRA ENTIDAD CUENTA CON UN ACTOR

No solo personas sin discapacidad pueden ser actores, afortunadamente en nuestra entidad estamos de enhorabuena ya que uno de nuestros usuarios es un personaje importante en la película de David Trueba,

 

David Trueba radiografía en Vivir es fácil con los ojos cerrados la discapacidad física en la España de los sesenta

 

Bruno es el personaje que en la película interpreta Roge, un chico almeriense con daño cerebral socio de la Asociación VIVIR

 

Vivir es fácil con los ojos cerrados es el último largometraje que ha traído hasta Almería a David Trueba y todo su equipo, actores como Javier Cámara, Jorge Sanz, Natalia de Molina o Francesc Colomer.  Una historia ambientada en la hermética España de los años sesenta que cuenta cómo un profesor que utiliza las canciones de los Beatles para enseñar inglés, se entera de que John Lennon está en Almería rodando una película. Decidido a conocerle, emprende el camino y en su ruta recoge a un chico de 16 años que se ha fugado de casa y a una joven de 21 que aparenta estar también escapando de algo. Entre los tres nacerá una amistad inolvidable.

Historias entrelazadas que tienen a la libertad como nexo de unión. “Libertad en forma de rebeldía frente a un orden social establecido, tres historias de personas anónimas que a través de sus sueños y desde su particular pelea íntima ayudan a cambiar el país” nos explica Trueba en el penúltimo día de rodaje en Almería. Director con el que la Federación Almeriense de Asociaciones de Personas con Discapacidad (FAAM), ha compartido conversación.

 

El motivo de este encuentro es que la película traslada en siete de sus escenas cómo vive en este periodo histórico una persona con discapacidad física. Bruno es el nombre del personaje, un niño adolescente con daño cerebral que ha interpretado Roge, un joven almeriense de quince años miembro de la Asociación de Daño Cerebral VIVIR. “La interpretación de Roge nos cautivó a todos desde la primera escena que grabamos y fue su actitud y su naturalidad a la hora de interpretar lo que me indicó que como director podía pedirle más”, afirma Trueba, quien apuesta por los actores no profesionales para este tipo de papeles. “Pero de todos los personajes secundarios, el más especial es sin duda el de
Bruno. Un chico con parálisis cerebral y en silla de ruedas, que en cada ocasión nos deja mudos. Con él hay que rodar en pequeñas
dosis, llenas de improvisación y atención, pero es muy estimulante sentir la
admiración de todos por su esfuerzo y el de sus padres. La mirada con la que
nos premia basta para justificar su presencia con nosotros”
escribía David Trueba en el diario de rodaje www.viviresfacilconlosojoscerrados.wordpress.com/2013/05/28/dia-de-rodaje-13/

 

Rogelio Fernández, padre de Roge que junto a su abuela le ha acompañado durante todos los días de rodaje, no tiene palabras para agradecer al equipo del largometraje el trato que han tenido con su hijo. “Esta experiencia supone un revulsivo para nosotros como padres porque lo vemos feliz de sentirse integrado entre todos los actores, pero además es una experiencia única que está siendo un estímulo muy importante a nivel cognitivo para mi hijo”, afirma Rogelio emocionado.

 

Por su parte la asociación almeriense de daño cerebral, VIVIR, con quien contactó la productora para buscar este personaje secundario, destaca la importancia de que el cine muestre la realidad de las personas con discapacidad de hace cincuenta años, una realidad en la que quien nacía con discapacidad paralizaba sus oportunidades para integrarse socialmente con plenitud. “Aspectos que afortunadamente han quedado desterrados gracias al trabajo que hemos realizado las asociaciones durante todo este tiempo”,  resalta la Presidenta de VIVIR, Dolores Prados. Las cosas han cambiado mucho para las personas con discapacidad respecto a la España de hace cincuenta años “pero a día de hoy es necesario que la sociedad conozca que es nuestro trabajo como asociación el que posibilita que las personas con daño cerebral tengan una mejor calidad de vida” explica Prados.

 

VIVIR que actualmente cuenta con 210 socios presta rehabilitación integral a 23 afectados por daño cerebral de todas las edades, gracias al trabajo desarrollado por seis profesionales de la rama de fisioterapia, psicopedagogía, logopedia, terapia ocupacional y psicología. Un trabajo que permite llegar a afectados de toda la provincia a través de sus sedes en El Ejido y Cuevas del Almanzora.

   

 

                                                                                                  Almería 7 de junio de 2013

Publicado en Sin categoría.